spot_imgspot_imgspot_img

Villa María |

lunes 27, mayo 2024
spot_img

Inspiraciones en papel: Felizmente

Víctor Fernández Juvé presentó recientemente su propio libro. Un “sueño hecho realidad” con el que pretende que los lectores puedan aprender a diseñar una vida con propósito y sacar su mejor versión. En su columna para Mundo Empresas, hace un breve repaso.

spot_img

Escribe: Victor Fernández Juvé | Conferencista Motivacional y Consultor de Empresas.

Felizmente, hoy me tocar hacer la reseña o el resumen de un sueño hecho realidad, de un sueño propio, y no te garantizo que no entren en juego las emociones, no te garantizo que al momento de escribir esto para vos, me esté emocionando al hacerlo.

“Felizmente” es un libro que está escrito con mucha pasión, mucha dedicación y mucho amor, con el gran propósito de sembrar una semillita en la cabeza de cada lector, que toque fibras, que llegue al corazón, pero por sobre todas las cosas que nos haga reflexionar, si realmente estamos yendo por el camino indicado, el camino que tanto deseamos.

En mis últimos años he leído más de 100 libros de diferentes autores, la mayoría de ellos de autoayuda, desarrollo personal, marketing y ventas, oratoria, inteligencia emocional, etc, y cada aprendizaje de esos libros está plasmado en FELIZMENTE, a través de un lenguaje simple y claro, un idioma fácil de entender y de leer, con herramientas simples y prácticas aplicables en tu vida y en tu negocio.

A continuación, te voy a regalar 3 conceptos que podrás encontrar en este libro que pueden cambiar tu vida para siempre, pero eso dependerá 100% de vos, no del libro, no del autor, no del gobierno de turno, no del clima, no de tu entorno.

Vos sos el capitán de tu barco y tenés la responsabilidad de llevarlo a buen puerto.

Inspiraciones en papel: Felizmente
Víctor Fernández Juvé durante la presentación de Felizmente.

Podés comprar Felizmente ACÁ


  • Poné la dirección en el GPS

Muchas personas, y me atrevo a decir que la gran mayoría, sueñan con algo. Como tener una casa, un auto, una empresa, un título, una familia, viajar, ser feliz, etc, pero pocas personas en este mundo lo logran, y no es porque no tengan la capacidad de lograrlo, simplemente es porque no le ponen la dirección exacta al GPS.

En mis conferencias siempre elijo alguien al azar y le pregunto cuál es su sueño, y la mayoría de las respuestas no son específicas, me dicen un “auto”, una “casa”, “viajar” ser “alguien en la vida”, pero esas respuestas no son claras.

Qué auto querés, de qué marca, qué color, cuándo lo querés, cómo es la casa que querés, en qué barrio, cuántas habitaciones tiene, qué es ser alguien en la vida, es tener un título, una familia, una empresa.

Mientras más específicos seamos con nuestros sueños, más efectivos seremos al momento de cumplirlo.

Nuestra energía se centrará en lo que reamente queremos, y empezaremos a actuar de manera consciente e inconsciente para llegar a ello.

Todos los sueños que he cumplido, los escribí, fui específico, les puse fecha. Pero, lo más importante, es que para cada sueño tenía un plan de acción.

Para cumplir ese sueño, ¿qué tenía que hacer?, porque no solo basta con desearlo, demos entrar en acción para que suceda, y debemos planificarlo.

Entrá en acción
Anota en tu agenda, en un cuaderno, en donde más te guste, cuál es tu sueño. Anótalo de manera detallada, mientras más detalles tenga mejor. Ponle fecha de caducidad, comprométete, comparte tu sueño con gente de tu entorno que sume, el contarlo hace que el compromiso sea aún mayor, no te lo guardes, recuerda que siempre puedes encontrar personas “puentes” que te ayuden a conseguirlo. Anota también el plan de acción, que es todo aquello qué debes hacer para que eso suceda. Y ya verás que tarde o temprano tu sueño se va a cumplir, no me creas, sólo comprobalo por tu cuenta.
  • Elimina las creencias limitantes

Cuenta la historia que un niño fue al circo con su abuelo y vio a un enorme elefante atado con una cadena a su pata, a una simple estaca. Le pareció raro porque ese elefante no se escapaba, con toda la fuerza que ese animal tiene, con un simple movimiento de su pata podría liberarse.

Le hace la pregunta a su abuelo, y el abuelo le responde: Querido nieto, ese elefante cuando era chiquito estaba atado a esa misma estaca, al principio el intentó liberarse muchas veces, intentó, intentó, y como veía que no podía, un día dejó de intentar

Creció creyendo que nunca más iba a poder. Hoy es un gran animal, con una fuerza increíble y un potencial enorme, pero él cree que no puede.

Inspiraciones en papel: Felizmente
Felizmente ya está a la venta.

Muchas veces crecemos con esas “estacas” que no nos permiten ser libres, que no nos permiten cumplir metas, objetivos y sueños, esas creencias que fuimos adquiriendo con el tiempo, que nuestro entorno nos fue otorgando, y nosotros mismos creímos en ellas, y están en nuestra mente y hacen que no seamos grandes soñadores.

Entrá en acción
Identifica que creencia limitante te está impidiendo crecer, desarrollarte personal y profesionalmente, que persona, entorno, o lo que sea, está atándote a esa estaca. Tomá la decisión, ten el valor de hacerlo, y erradica eso de tu vida. No es fácil, pero cuando lo logras se siente bonito.
  • Encuentra tu IKIGAI

El IKIGAI es un concepto japonés que no tiene traducción literal, pero podría definirse como “lo que hace que la vida tenga significado”, la “razón de ser”, el motivo que hace que “te levantes a la mañana”, el por qué estás en este mundo.

Todas las personas tenemos un propósito, tenemos una misión en esta vida, un por qué existimos en este planeta, y cuando lo descubres comienzas a vivir la vida de una manera diferente, comienzas a tener una fuerte razón por cual cuál estar motivado/a todo el tiempo.

Siempre digo que aquellas personas que encontraron su razón de ser, son personas con una linda energía, son personas motivadas, son personas que no tienen miedo a compartir, con mentalidad de abundancia, quieren el bien para todos, y buscan sacarle la mejor versión a todas las personas que se cruzan en su camino.

Hay una estadística muy impactante pero real: El 2% de la población mundial vive de lo que realmente ama, disfruta de manera plena su trabajo, el resto de las personas trabajan para subsistir, para poder comer y mantener a su familia. Y te preguntarás cómo hago para saber si realmente disfruto lo que hago, o realmente encontré mi IKIGAI.

Es simple, yo siempre a la gente le pregunto: ¿Lo que estás haciendo, tu trabajo, lo harías gratis?, si te darían 1 millón de dólares, ¿seguirías haciendo lo mismo?, si la respuesta es no, aún no estás disfrutando de lo que haces. Recuerda que nunca es tarde para ir en busca de lo que realmente amas.

Entrá en acción
Para encontrar tu IKIGAI, primero debes hacerte esas preguntas incómodas que normalmente no nos gusta responder: -¿Realmente estoy feliz haciendo lo que hago? -¿Cuál es mi pasión? -¿Cuál es mi don, mis habilidades, mi vocación? -¿Cómo puedo hacer rentable vivir de lo que amo?

En Felizmente encontrarás herramientas que le llamo “disparadores” para ir por el camino que realmente te gusta y te apasiona, rompiendo moldes, y rompiendo la inercia que hace que nos mantengamos quietos sin poder avanzar hacia una vida con propósito llenas de momentos de felicidad.

Este es un libro fácil de leer, con información de alto valor, compactada en simples párrafos e información ya procesada, lo que aprendí, lo apliqué; lo que sirvió, lo expliqué.

Te deseo una buena vida, una vida con propósito y felicidad, y nos vemos en la próxima columna.

Vito Fernández Juvé

spot_img
spot_img
9,265FansMe gusta
8,062SeguidoresSeguir
49SeguidoresSeguir
585SuscriptoresSuscribirte

MAS CONTENIDO

NEWSLETTER

Suscribite al resumen semanal de noticias de Mundo Empresas